EL MESÍAS , SU NOMBRE OCULTO EN CÓDIGO DE LA LECTURA HEBREA ORIGINAL

Jesús el Mesías. Códigos hebreos de la Biblia.

El capítulo 53 del libro de Isaías es quizá la profecía sobre Cristo más reconocida del Antiguo Testamento. Este asombroso capítulo describe con detalle cómo el Mesías será oprimido, pero su sufrimiento traerá la redención para la humanidad. El nombre de Jesús no aparece en absoluto en Isaías 53, pero, yo siempre digo que para conocer el mensaje de Salvación no es necesario ser un experto en idiomas Griego, Hebreo o Arameo, es obvio que mayor información al respecto nos provee descubrimientos interesantes.

El Mesías que cargó con nuestras enfermedades
Usualmente, cuando la Biblia hebrea, o el Antiguo Testamento describe al prometido Mesías, habla de un rey que triunfará magníficamente. Extrañamente, el capítulo 53 de Isaías describe a un Mesías que sufrirá y cuya terrible muerte expiará los pecados de toda la humanidad:

Isaías 53
Reina-Valera Antigua
53 ¿QUIÉN ha creído á nuestro anuncio? ¿y sobre quién se ha manifestado el brazo de Jehová?

2 Y subirá cual renuevo delante de él, y como raíz de tierra seca: no hay parecer en él, ni hermosura: verlo hemos, mas sin atractivo para que le deseemos.

3 Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto: y como que escondimos de él el rostro, fué menospreciado, y no lo estimamos.

4 Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido.

5 Mas él herido fué por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados: el castigo de nuestra paz sobre él; y por su llaga fuimos nosotros curados.

6 Todos nosotros nos descarriamos como ovejas, cada cual se apartó por su camino: mas Jehová cargó en él el pecado de todos nosotros.

7 Angustiado él, y afligido, no abrió su boca: como cordero fué llevado al matadero; y como oveja delante de sus trasquiladores, enmudeció, y no abrió su boca.

8 De la cárcel y del juicio fué quitado; y su generación ¿quién la contará? Porque cortado fué de la tierra de los vivientes; por la rebelión de mi pueblo fué herido.

9 Y dipúsose con los impíos su sepultura, mas con los ricos fué en su muerte; porque nunca hizo él maldad, ni hubo engaño en su boca.

10 Con todo eso Jehová quiso quebrantarlo, sujetándole á padecimiento. Cuando hubiere puesto su vida en expiación por el pecado, verá linaje, vivirá por largos días, y la voluntad de Jehová será en su mano prosperada.

11 Del trabajo de su alma verá y será saciado; con su conocimiento justificará mi siervo justo á muchos, y él llevará las iniquidades de ellos.

12 Por tanto yo le daré parte con los grandes, y con los fuertes repartirá despojos; por cuanto derramó su vida hasta la muerte, y fué contado con los perversos, habiendo él llevado el pecado de muchos y orado por los transgresores."

Dado que Jesús de Nazaret fue rechazado y golpeado, este capítulo es una de las pruebas más, de los pasajes que demuestran de que él era realmente el Mesías, pero no lo es todo.

Un secreto mesiánico descifrado!

Sin embargo, el profeta Isaías lamentablemente jamás nos dice el nombre de este “hombre que sufre”, así que ...
¿cómo podríamos estar seguros de que esta profecía se refiere realmente a Jesús?
Para reforzar la idea, podemos dejar de lado nuestra traducción al español y acudir al texto hebreo original de Isaías.
Si comenzamos en el versículo 53:10 y contamos veinte letras hacia atrás, descubrimos siete letras ocultas que deletrean:
ישוע שמי (yeshua sh'mi) que significa “Jesús es mi nombre”.

Para muchos, esto es uno de los códigos ocultos a través del hebreo.

¡Solo en hebreo se puede encontrar el nombre de Jesús escondido en Isaías 53!
Pero, la única manera de revelar este código oculto en este pasaje sería leer la Biblia en el original hebreo. No obstante la traduccion al español toma en cuenta esta referencia por el método de la contextualización de los textos, de los cuales, la mayoría de las biblias fieles, constan de algunas referencias para su estudio.
EM